dcsimg
Una pareja durmiendo en una cama

5 consejos para dormir bien en verano

5 julio 2015

El pasado 21 de junio llegó oficialmente el verano y, para muchos, eso significa largas noches sin dormir. El calor es uno de los factores de insomnio más recurrentes durante estos meses, por ello, os ofrecemos algunos consejos que os ayudarán a conciliar el sueño en las noches más calurosas:

  1. Vístete para la ocasión: aunque no lo creas, la ropa con la que nos vamos a dormir es clave a la hora de combatir el calor. Es importante usar prendas de colores claros y, sobre todo, de algodón. Te recomendamos que sigas este consejo también con tus sábanas y que, en la medida de lo posible, cambies frecuentemente tu ropa de cama.
  2. Los pies son tus aliados: si eres de los que necesita cubrirse con las sábanas incluso en las noches más calurosas, deja tus pies descubiertos, eso te dará una sensación de frescor y te ayudará a mantener tu temperatura corporal a raya.
  3. Una ducha refrescante, pero no fría: refrescarse antes de ir a dormir es importante y una ducha con agua tibia puede ser una muy buena forma de hacerlo. Pero ojo, no pongas el agua demasiado fría, eso hará que tu cuerpo reaccione a la baja temperatura del agua para mantener tu calor corporal y que, en poco tiempo, vuelvas a sentirte acalorado.
  4. Que corra el aire: deja las ventanas de tu habitación abiertas y, si puedes, abre alguna otra venta de la vivienda para propiciar corriente de aire. El movimiento de aire ayudará a mantener la habitación fresca. Si no puedes abrir las ventanas o no consigues generar corriente de aire, puedes usar un ventilador, pero a baja potencia para que el ruido del motor no te moleste y nunca enfocado directamente a la cama.
  5. Sin abusar del aire acondicionado: si tienes la suerte de tener aire acondicionado en tu casa, muchos de estos consejos te resulten cómicos pero recuerda que el aire frío no es la solución definitiva. Si no quieres coger un buen resfriado, no pongas la temperatura por debajo de los 23 grados y ten en cuenta que estos aparatos resecan mucho el ambiente, por lo que ubicar un recipiente lleno de agua en la estancia puede ser una buena idea.

Además de todas estas recomendaciones, es importante que mientras trates de conciliar el sueño no te pongas nervioso ni te obsesiones con dormir. Si no tienes sueño, es mejor que te levantes y realices alguna actividad relajante, como leer o escuchar música tranquila. Si a pesar de todas estas recomendaciones sigues teniendo problemas para dormir en verano, en el mercado existen complementos alimenticios a base de extractos de plantas que pueden ayudar a la relajación y a favorecer la conciliación y calidad del sueño. Tu farmacéutico puede ayudarte a escoger el que mejor se adapte a ti.

¿Cuáles son tus consejos para dormir mejor en verano? Y recuerda, hemos preparado otros posts de consejos de salud para este verano: El sistema inmunitario no se va de vacaciones y Cítricos ricos y sanos que quizá también te puedan interesar.

Bayer

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *